Modelo Canvas: innovación con un plano de negocio dinámico

 

“Cualquier plan de negocio requiere ajustes porque ningún plan supera el primer contacto con el consumidor”. No tengo ni idea de quien lo dijo, pero tenía mas razón que un cliente con un pelo en la sopa.

En toda mi vida habré hecho unos 4 planos de negocio, uno de ellos en la Universidad, y cualquiera de ellos era mas difícil de leer, que un discurso de fin de año del rey. Ahora no digas que tu plano de negocio era una novela de Agatha Christie. Parece que los Planos de Negocio tradicionales están hechos para ver cuantas páginas se puede divagar sobre un negocio. Y es que pueden estar Bill Gates, Steve Jobs y Larry Page haciendo el plan, que a fin de cuentas son conjeturas y suposiciones, de tres grandes genios de los negocios, pero conjeturas a fin de cuentas que pueden ser ciertas, o no.

Los planos de negocio tradiciones, son complejos, llevan un tiempo vital en ser elaborados,  intentan marcar las pautas del futuro necio, hasta el punto de resultar difícil cambiar una coma cuando su implantación sea una realidad. En la situación actual del mercado, donde lo que un día es blanco, al día siguiente es negro (aunque sea blanco) no parece que sea lo mas adecuado ejecutar planos así.  Y menos todavía cuando ser trata de una compañía incipiente como una start-up que en la mayoría de ocasiones está buscando el modelo de negocio al tiempo que se desarrolla porque no sabe como porras va a hacer dinero con la idea tan buena que tienen o con la tecnología “estratomicrosferica” que acaban de desarrollar.

Canvas Model. El suizo que quería escribir un “Best Seller” de negocios

Es por eso que, cuando leí por primera vez sobre el “Canvas Model” o el modelo de lienzo “en blanco” me resultó inquietante este nuevo modelo de planos de negocio. Su creador fue un suizo de nombre Alexander Osterwalder que escribió un libro colaborativo sobre el tema.  El modelo simplifica el proceso del “plano de negocio”, lo torna visual, le otorga dinamismo,  y lo coloca como elemento fundamental del negocio, por encima del propio producto. Para ser mas explicitos, la principal diferencia entre el Plano de Negocio tradicional y este es casi la misma entre ver la peli de “X-Men” o “Sentido y Sensibilidad” (salvando la ironía de mi interpretación).

Siguiendo el razonamiento de Osterwalder en una de sus charlas, hay tres aspectos que se deben tener en cuenta y que hacen este modelo especialmente interesante.

La importancia del Modelo de Negocio

La idea intrínseca es que mas allá del producto o servicio que tengamos entre manos, está la idea de que el Plano de Negocio es crucial para saber donde colocar nuestras monedas, nuestro tiempo y nuestro esfuerzo. Un Plano de Negocio que debe ser entendido de forma simple/visual por todos los miembros del equipo, así como por los posibles inversores del proyecto.  

Igual que a la hora de crear este plano los integrantes del grupo de desarrollo deben entenderse para conseguir un consenso que pocas veces llega. En general se producen lo que yo llamo “conversaciones de tu habla de tu mierda que yo hablo la mia”. Gente hablando lenguajes distintos, lo que para uno es plano de negocio no lo es para el otro. Este efecto suele producir horas de interminables conversaciones en las muchas veces se acaba tratando más la forma que el fondo. “Mea culpa”, soy uno de los que casi siempre acaba hablando sobre la forma.

El concepto del “canvas model” parte de la base de que el plano de negocio es un lienzo dividido en 9 áreas fundamentales para entender el negocio. Un elemento visual que permite a los integrantes de las reuniones tener conversaciones más asertivas y tratar temas concretos para llegar a una conclusión final. Estas 9 áreas se dividen en Producto y Mercado. No voy a profundizar en este tema ya que está ampliamente documentado en Internet, escribe “modelo canvas” y hay un montón de gente que ha dedicado su tiempo a traducirlo.

MUY IMPORTANTE; la simplicidad de este modelo permite que para un proyecto no se realice un único plano de negocio, se incita a pensar tantas opciones como sea posible y de esa forma cubrir más posibles soluciones.

La importancia de pensar como un diseñador

En inglés queda más bonito, “design thinking”. Traducido al castellano quiere decir: EMPATIA por el contexto del problema, CREATIVIDAD en la creación de soluciones y RACIONALIDAD para analizar y definir las mejores soluciones.

Especialmente explicativo es el experimento de Brian Lawson en 1979 en el que destaca la diferencia entre afrontar una situación centrándose en el problema o en la solución. El hecho de centrarnos en el problema reduce la posibilidad de errores estructurales, mientras que centrarse en la solución reduce la posibilidad de errores de planificación, que curiosamente son los que nos importa ahora. Esto incide directamente sobre los tiempos de ejecución, especialmente trascendentes en un “plano de negocio”.

Pensar como un diseñador significa centrarse en la solución del problema y no en el problema en si. Este tipo de resoluciones se muestran  más “interactivas” por lo que se encuentran “soluciones intermedias” para seguir “caminos alternativos” que terminan por resolver el problema inicial. La adaptabilidad  buscada en el “modelo canvas” nos permite experimentar posibles soluciones de forma simple rápida y particionada para llegar a un plano de negocio que sea viable.

En el “Modelo Canvas” se incita a los participantes a encontrar tantas soluciones como sea posible. Eso requiere ser creativo y generar ideas. Se precisará también de un equipo abierto a analizar cualquier situación con el objetivo de estar lo más preparados posible para todas las contingencias, que seguro van a aparecer. También tienen que estar preparados para aceptar la derrota y cambiar de estrategia a tiempo en orden a que el proyecto continúe evolucionando.

Curiosamente hace un par de meses leí un ensayo sobre creatividad escrito por Asimov en 1959, escritor de sagas como Fundación, para los que tengan tiempo (mucho tiempo porque són 16 libros) y les guste la ciencia ficción, un éxito asegurado, todavía no me he olvidado del Mulo. En el ensayo Asimov explicaba que ser creativo no solo incluye tener ideas, las ideas se tienen que desarrollarse para no caer por su propio peso y para eso es preciso; un tiempo en el que la persona debe analizarlas en soledad. En soledad para no ser criticadas antes de tener forma. Más tarde se precisará de un tiempo en grupo para completar las ideas con conceptos que sean desconocidos para el pensador y que pueden estar presentes en otros individuos del grupo. Grupo que debe estar abierto a tratar nuevas situaciones y no a coartarlas. Nuevamente “mea culpa” en este tema, ya que yo, como supongo que muchos otros, soy asiduo a criticar la idea antes de que se formule completamente.

La importancia de experimentar antes de ejecutar

Dividir el Plano de Negocio en varias partes permite testarlas con mayor facilidad. Si a eso añadimos experimentos que sean conclusivos, recrear situaciones lo más reales posibles para analizar si funcionan o no, nuestro plano de negocio será más robusto. Este tipo de tests no solo ayudan a ahorrar dinero en la ejecución en un Plano de Negocio, también ayudan a reducir el tiempo para detectar que una estrategia esta cierta o por el contrario precisa de correcciones.

Como se hace un buen experimento? Voy a poner un ejemplo. Si quieres ver si tu producto se vendería a un determinado precio, no preguntes a las personas si estarían dispuestas a comprar el producto por un precio “y” o “z”. Crea una pagina que vende el producto, si, incluso si el producto todavía no existe y experimenta si las personas lo intentan comprar. Si un consumidor clica en el botón comprar realmente quiere decir que esta dispuesto a desembolsar el dinero por tu producto y tu test será conclusivo.

Conclusiones del “modelo canvas”

Estoy seguro de que este modelo no es perfecto, pero creo que da las herramientas necesarias para que cada uno desarrolle “Planos de negocios” ajustados a determinadas necesidades. Despúes de leer sobre el modelo canvas, llegó a mis manos información del modelo “lean canvas” más diseñado para empresas incipientes que para empresas ya constituidas. Ambos modelos pueden ser usados en distintos momentos o se puede hacer una macedonia de modelos como en mi caso optando por una mezcla de ambos.

Este texto es el resultado de mi búsqueda de información sobre el tema y estoy seguro que me ha servido más a mi a titulo personal que a cualquier otra persona que lo haya leído. Por eso mi recomendación es que hagáis vuestra propia búsqueda y si queréis compartirla conmigo estaré encantado en leer mas información sobre el tema.

El modelo canvas para descargar

bmcanvas_v4.indd

El modelo lean canvas para descargar

modelo-lean-canvas-en-blanco

El modelo canvas / lean canvas mezclado por mi

IMG_20141211_105250

Las 70 primeras páginas del libro del “Modelo Canvas” (en ingles)

Por qué usar el “lean canvas” para start ups? (en ingles) 

Más información sobre el modelo canvas y el lean canvas en español

Video de lean canvas de yoemprendo

 

Javier
Si has llegado hasta aquí es que te has leído el texto, mi más sincero agradecimiento. Mi nombre es Javier y trabajo en desarrollo de negocios digitales. Me encanta todo lo relacionado con la tecnología y empecé a escribir estas líneas, porque escribiendo aprendo inmensas cosas que me ayudan a entender este mundo mejor. Pero también para conocer otros puntos de vista.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *